domingo, 24 de enero de 2010

Caminando sin nudo en el estómago

....y con todo este ajetreo que me traigo...
descubrí un bareto encantador,
con un camarero que trabaja con esmero, 
que le da igual si las mesas están llenas o vacías,
el nunca corre,
a cambio nunca pierde la sonrisa,
pero eso sí, os recomiendo ir a primera hora de la tarde, 
cuando todavía no han despertado los ciudadanos de la siesta,
entonces, es cuando, 
además de sonreir.....
¡te decora el café!





















cierto es que ya sin nudo en el estómago......
empiezo a disfrutar otra vez
de los pequeños placeres de la vida.

17 comentarios:

Julio dijo...

Que placentero un café así y volver a ver actividad en este rinconcito.
salud!

jorge dijo...

Un buen local, un buen camarero, un buen café...

Todo queda empequeñecido ante un nudo que desaparece.

Aunque bien es verdad que el local, el camarero y el café se disfrutan porque el nudo ya no esta.

En Boston, en realidad en Cambridge, cerca de la puerta de Harward, hay un local en el que te sirven los cafés como el de la foto (cambia las figuras).
Casi te dan ganas de no romper la superficie.

(He dicho casi).

Me alegro de que todos tus trayectos sean cortos y que vivas en medio del ruido y la vida.
¡¡Bien te lo mereces!!

Cat's dijo...

a vivir se ha dicho, me alegro que la música este hasta en el café.
Y que te haga sonreir, claro.
besos

LILIT dijo...

hola JULIO!
me alegra verte por aqui, con gente como tu da gusto reiniciar la actividad!
un besote.


JORGE:
aquí también cambia las figuras, y si, qué penita me dio echar el azúcar y revolver....jaja, despacito despacito lo hice...pero antes me deleité un buen rato mirando mi café y observando al camarero trabajar.
Y si, ruido y vida, he salido por completo de mi etapa antisocial. :)


CAT´S:
ahora la música está en mi cuerpo, bueno, siempre ha sido así, sólo que he estado una temporada con el sonido bloqueado, jeje.
un abrazo.

Subterráneo dijo...

Un café artístico disfrutado sin nudo en el estómago: eso suena a convalecencia de lo que haya sido.
Me alegro, niña. Ahora, a mirar adelante.

impersonem dijo...

Me alegra que el nudo del estómago se haya desatado y vuelvas a disfrutar de los pequeños placeres de la vida... ese café en clave de Sol (el Sol invictus era la clave del renacer, del resurgir tras el solsticio de invierno) tiene muy buena pinta, sí, muy buena (soy adicto al café).

Lo dicho Lilit, te deseo que por tus chacras fluya la energía libremente y la felicidad y la paz te habiten y te rodeen.

Besos.

LILIT dijo...

SUBTERRANEO:
¿tenemos nuevo nombre?
bueno, pues te diré, que nunca dejé de mirar hacia adelante, eso no, solo que me tocaba estrenar etapa nueva en mi vida, y eso lleva sus momentos "desinrespiración".



IMPERSONEM:
hola de nuevo! volvemos a estar conectados.
Cuanto me alegra volver a ver por aquí blogueros conocidos.
Y veo que hay cosas que no cambian, tus palabras siempre transmiten mucho. Gracias por ello. :)

Cris dijo...

Pues me apunto a ese bareto, las cosas hay que disfrutarlas con calma y sí, tomarse su tiempo para decorarlas y saborearlas.
El otro día una amiga ponía en facebook: "navego en un mar de nudos"... me ha recordado al título de este post.
Bienvenida, te eché de menos..

BSS

Ladrón de palabras dijo...

La música... que dulzura hecha poesía.

LILIT dijo...

CRIS:
hola guapa!
si, mar de nudos, es lo que toca en los cambios de etapas. Todo se me movió, pero ya se ha ido colocando. Y ahora estoy con la ilusión de la renovación.
besotes.


LADRON DE PALABRAS:
...dulzura volverte a encontrar por aqui. :)

Manuel dijo...

A veces un pequeño detalle nos puede despertar y ver la realidad desde otro punto de vista...

mila villanueva dijo...

Me alegro de volver a encontrarte. Al final todo se reduce a exprimir al máximo cada "cosita" que, de algún modo, nos llega.
Un abrazo.
D.Q.

Angie dijo...

mmm, qué chulo y qué buena pinta tiene ese café, Lilit!!

Además, ir a un café y encontrar sólo sonrisas en el camarero ya es de por sí un placer! porque algunos (muchos) de los que trabajan en hostelería tienen la cara avinagrá y parece que les cobran por ser amables y sonreír un poco! y oye, los clientes no tienen la culpa de que no les guste el trabajo o esten cansaos o lo que sea, joe...

¡Me alegro que ya no tengas un nudo en el estómago!

Angie dijo...

uysss, que me olvidaba de algo super importante...

UN BESOTE FUERTE, GUAPÉRRIMA!
ANGIE.

Charo dijo...

¡EH! ¡Ya estás aquí!
¡Uf! ¡Ya era hora!

No nos has dicho dónde está ese café...

LILIT dijo...

Hola ANGIE!
pues si, me parece todo un placer ver gente hacer su trabajo con agrado.

Si a eso le sumamos que soy adicta el café....pues ya tengo un rincón que apuntarme.

guapérrima?¿ jajaja, parece ruso,jaja,
un abrazorrón patí. :) (uff, suena mejor lo tuyo:(

LILIT dijo...

CHARO:
iré volviendo progresivamente, amos pa que parezca que no me he ido tanto, jeje.

Ya te llevaré a ese rincón ya...